¿Quieres saber donde encontrar tu probiótico bucal?

Te ayudamos a localizar la tienda más cercana.

6 de enero de 2020
Higiene bucal

Enfermedades causadas por una mala higiene bucal

La higiene bucal es un componente muy importante de nuestra rutina de higiene diaria, nos ayuda a mantener nuestra boca limpia y libre de bacterias que provocan enfermedades en la boca y otras partes del cuerpo. Pero ¿realmente sabes cuáles son las repercusiones que puede haber en tu organismo si tuvieras una mala higiene bucal o si esta fuera nula?

La boca es una entrada al organismo y por sus condiciones, como temperatura y humedad, es uno de los lugares favoritos para las bacterias que entran al cuerpo. Existen muchos tipos de bacterias, algunas se alojan en la cavidad bucal y pueden reproducirse, otras no, así que al llegar a la boca mueren de forma casi instantánea.

Algunas de estas bacterias no son dañinas para nuestro cuerpo e inclusive, nos ayudan a facilitar funciones de nuestro organismo, como degradar la comida que ingerimos, también existen bacterias que pueden provocarnos enfermedades en boca y en otras partes del cuerpo.

A continuación, enlistamos algunas enfermedades generadas por una mala higiene bucal.

Halitosis

La halitosis o mal aliento es una enfermedad ocasionada por la acumulación de bacterias en la cavidad bucal. Una solución a este problema es llevar una rutina de higiene bucal adecuada utilizando una pasta dental con la cantidad adecuada de clorhexidina o flúor, hilo dental y enjuague.

Caries

Las caries son una enfermedad infecciosa en los tejidos duros de los dientes, como el esmalte (capa externa) y la dentina (capa intermedia). Se ocasiona debido a los ácidos que producen las bacterias que se encuentran sobre los dientes, ya que degradan o destruyen el esmalte (lo perforan y dan acceso a las capas internas del diente).

Si la caries es muy grande y logra llegar a la capa más interna del diente, puede provocar mucho dolor e incluso, si no se atiende a tiempo, podría llegar a causar una infección hasta terminar en la extracción del diente afectado. Debido a ello, es importante tener una buena higiene oral acompañada de auxiliares que nos ayuden con la prevención de caries.

Gingivitis y la periodontitis

La gingivitis es la inflamación de las encías, causada por bacterias y restos de comida, que provoca sangrado dental, enrojecimiento e irritación. Para prevenir la gingivitis se debe cepillada la boca tres veces al día, utilizar hilo dental por lo menos una vez al día y limpiar con pastas que contengan la cantidad adecuada de antibacterial.

Cuando la gingivitis no es tratada a tiempo, la enfermedad avanza hasta convertirse en periodontitis. Por ser una infección grave y crónica en las encías, puede provocar la destrucción del hueso y otros tejidos que rodean al diente.

La periodontitis y las bacterias presentes en esta enfermedad se relacionan con muchas enfermedades sistémicas, aquellas que afectan al cuerpo entero y que pueden complicar la enfermedad o hacerte más vulnerable a ella. El ejemplo más común es la diabetes mellitus, ya que las personas con diabetes tienen casi tres veces más probabilidades de padecer periodontitis y pérdida del hueso que sostiene a los dientes.

Es importante mencionar que, así como la diabetes, hay muchas más enfermedades sistémicas que dañan nuestro organismo debido a una mala higiene bucal. Es por eso que, además de una buena técnica de cepillado, uso de hilo dental, pasta de dientes y de enjuague bucal, es recomendable mantener equilibradas las bacterias presentes en nuestra boca, por lo que te recomendamos el uso de probióticos bucales con el fin de prevenir que las bacterias dañinas proliferen en tu organismo.